Hay buenas noticias para los amantes de la coctelería: el cultivo de plantas aromáticas en los propios establecimientos de hoteles, restaurantes y bares es una tendencia al auge que está convirtiendo la degustación de cócteles en una auténtica experiencia sensorial llena de nuevos aromas y sabores.

Cultivar aromáticas para la elaboración de cócteles, aderezos e incluso tapas en tu propio “cocktail garden” es una tendencia innovadora y original que permite a los establecimientos gastronómicos aportar a sus clientes materias primas naturales, ecológicas y realmente deliciosas.

El cultivo interior de plantas aromáticas es limpio y sencillo, favorece la producción controlada y aporta un elemento decorativo al establecimiento. La gran variedad de estas plantas que podemos cultivar en nuestro propio huerto favorece, además, la creatividad de los maestros cocteleros y permite la disponibilidad inmediata de aromáticas frescas.

Veamos las propiedades y cualidades de algunas de estas plantas y algunas de las bebidas que podemos aderezar:

– Menta: Es una de las plantas más apreciadas por su sabor refrescante y sus
propiedades medicinales y condimentarias. Uno de sus usos más reconocidos en
coctelería es el mojito, pero la menta combina perfectamente con ron, vodka o wiski, por ejemplo. en la preparación del Mint Julep.

– Albahaca: A esta planta de gran sabor y aroma se le atribuyen multitud de
propiedades medicinales y curativas. Muy utilizada en recetas de cocina, en coctelería casa muy bien con la ginebra para la preparación de Tom Collins o con el vodka para elaborar aromáticos cócteles con kiwi.

– Romero: Muy utilizada para tratar problemas digestivos o de sobrepeso, las
virtudes de esta planta arbustiva son muy reconocidas a nivel medicinal y se ha
convertido también en un elemento muy recurrente para los barmans. El Cointreau Fizz Grape o el Ron Sour con romero machado pueden ser dos experiencias innovadoras y deliciosas.

– Tomillo: Este condimento fundamental en la cocina tiene un sabor ligeramente
picante y un aroma inconfundible que le ha convertido en protagonista de multitud de recetas desde tiempos inmemoriales. Además de propiedades medicinales, la mitología le atribuye poderes mágicos y de protección. En coctelería podemos beneficiarnos de sus cualidades para la preparación de interesantes bebidas como el Old Thyme Sour.

– Salvia: Considerada como una planta sagrada, esta aromática es rica en vitaminas B y C y tiene un sabor muy agradable al paladar. Su uso en coctelería ayuda a crear deliciosas bebidas como el Lady Sage Gin o darle un toque innovador a las Caipirinhas.

En Optimus Garden te ayudamos a conseguir que el cultivo de tus propias plantas aromáticas se convierta en una experiencia original y naturalmente decorativa para tu establecimiento.

¡Crea tu propio Cocktail Garden!